Bours, el apache

 

gandara2.jpgEduardo Bours tuvo su martes negro.
Tenía todo listo para encabezar en la ciudad de México una reunión de la Comisión de Seguridad de la Conferencia Nacional de Gobernadores (Conago) y la suspendió sorpresivamente. La disciplina se relajó, los gobernadores cancelaron o no llegaron. Pero eso no fue lo peor.
El Borrego, como conocen los sonorenses al alcalde de Hermosillo, Ernesto Gándara Camou, la agarró a topes contra los promotores abiertos y encubiertos de la candidatura del senador y ganadero Alfonso Elías Serrano (el vaquero) y que apuntan invariablemente al primer bachoco del país.
Gándara Camou solicitó licencia al cabildo para buscar la candidatura. Le lleva una ventaja de dos a uno en las preferencias electorales.
Como no ocurría en mucho tiempo, Gándara Camou hizo un discurso encendido -incendiario, dirían los tremendistas del oficialista Bours-. Frente al Palacio Municipal el grito de guerra fue ¡Al Borrego no lo detiene nadie!
Gándara hizo rudos reclamos a quienes en lo oscurito le dijeron que lo apoyaban pero que no se atrevía a decirlo en público, por temor a perder sus cargos. Y sin rodeos los acusó de “mariscos” y no precisamente de La Viga.
“Aguas con esos judas y juditas, aquellos que vinieron a decirme hace unas semanas, hace unos meses, que creían en un proyecto por un Sonora mejor, y luego vinieron como maricones, a decirme que no podían, porque estaba en riesgo su futuro político”, dijo Gándara.
“Se le salió decirlo así”, lo justificaron sus allegados.
En las últimas semanas, Gándara había recibido amenazas, le atizaron con rumores, hasta lo enfermaron para sacarlo de la jugada.
El caso es que a Bours y su candidato Elías Serrano, El Borrego se los llevó a topes. La fama que tenía Bours es que “no se mueve una hoja de papel dentro de su partido si no lo autoriza”. Pero parece que ese mito cayó.
Nadie duda de que si resulta ganador Gándara, Bours dirá que siempre creyó en él.
Entre los aficionados a las coyotas con panela corre la leyenda de que Bours es como los apaches, cuando no está en guerra está haciendo flechas.

¿Trapecismo?
Los priistas hidalguenses se la tomaron en serio e iniciaron el proceso para expulsar al diputado federal Gerardo Sosa Castelán, a quien acusan de traición, junto con otros no muy connotados priistas.
Para nadie era un secreto que Sosa -famoso por el libro La Sosa Nostra, que lo llevó a demandar a periodistas como Miguel Ángel Granados Chapa, recientemente galardonado con la Medalla Belisario Domínguez-, además de empujar un proyecto para crear un nuevo partido, le generó un pésimo ambiente al gobernador Miguel Osorio Chong, de confrontación permanente.
Hace unos meses se sabía que Sosa había tocado las puertas del PAN hidalguense para cambiar de camiseta. Sólo se espera que lo saquen por la puerta trasera del PRI para que lo cachen en el PAN. ¿Y así quiere ganar Germán?
Esta semana en la Cámara de Diputados, Sosa fue destituido como coordinador de la bancada de su entidad, fue informado Emilio Gamboa Patrón.
La crisis de Sosa estalló hace tres años cuando perdió la postulación del Senado ante Jesús Murillo Karam. La oposición en Hidalgo se ha nutrido en los últimos años con disidentes del priismo jurásico.

> Lavaderus est
** Columnómetro del licenciado Aquiles Baeza
1) Aunque no lo quieran, dentro del gabinete del number one se nota quién está por cuate y quién por capacidad.
En los balances de fin de año, los chamanes expertos en arqueología política perciben solidez en un segmento del gabinetazo calderonista, no en todo. Luis Téllez resolvió la parte más crítica en el tema del desplome del avión Learjet; el procurador Eduardo Medina Mora ha mostrado de lo que está hecho en esta difícil etapa de combate a los malosos; aunque apenas lleva unos días, Fernando Gómez Mont ha cumplido con no dejarse ver mucho pero sí hacerse sentir; en el ámbito de salud se han desempeñado bien Miguel Ángel Yunes, Juan Molinar Horcasitas y el titular José Ángel Córdova Villalobos. Y los jefes de las Fuerzas Armadas hacen lo que pueden, aunque les preocupa que adentro predomine la desconfianza. Hay muchos funcionarios que ni se ven ni se sienten. Y otros de mucho peso que como Agustín Carstens sigue buscando la píldora para que el catarro no se convierta en pulmonía.
Por lo que dijo ayer Germán Martínez, ¿a ver cuántos funcionarios se van de candidatos?
2) Acertada decisión -sin exagerar- la de Marcelo Ebrard Casaubon al formalizar el nombramiento de Óscar Argüelles como director de Comunicación Social del gobierno del Distrito Federal.
Argüelles operará con el profesionalismo que lo caracteriza con el equipazo que siempre lo ha acompañado, Antonio Valtierra, Angélica Patiño y el siempre atento Jesús Pool Cadena. También José Alfredo Pulido en radio y televisión.
3) El gobernador Fidel Herrera acudirá este mediodía al piso de remates de la Bolsa Mexicana de Valores para atestiguar la colocación de certificados bursátiles que serán respaldados con el 20 por ciento del cobro de la tenencia vehicular que le corresponde a los municipios veracruzanos.
4) En torno a la suspensión temporal del Proyecto Arco Vial Sureste -en el Municipio Juárez y Monterrey-, René Carmona Gallegos, director de Comunicación de la Profepa, aclara y explica que “el crecimiento y desarrollo económico no deben de estar peleados con el respeto a los recursos naturales, la Procuraduría no busca detenerlos, sino al contrario, busca hacerlos sustentables. La economía y la ecología deben de respetarse, por lo que cualquier proyecto bien planeado, con los estudios y permisos correspondientes no tendrían por qué ser sancionados”.
Y subraya: “lo que la Profepa deja en claro es que no es instrumento de interrupción del progreso; al contrario, es apoyo del crecimiento sustentable, ya que sin recursos naturales no puede darse la vida y sin la vida no hay economía”.

** Tarjetazos de la politóloga Melita Peláez
-Y qué tal una nueva refinería en Tabasco; la entidad la merece y sabe cómo hacerla trabajar.

Jesús Sánchez Martínez / Recuento Político (EL FINANCIERO)

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *