De cuates y cuotas

Pan2Aunque muy disciplinados y siempre fieles a lo que digan y manden sus superiores, hay panistas que todavía no les cae bien eso de las alianzas con el diablo.
En Quintana Roo, por ejemplo, aunque ya está trazada la ruta de coalición, más bien parece de colisión pues los panistas regionales no ven que digamos muy bien a Greg Sánchez. Es más, si fuera por ellos, nomás no pasaba.
Y aunque es más notorio entre los candidatos a gobernador el tronco común priista -nos referimos a los que tienen poco tiempo de haberse pintado de azules y a los que les nació la vocación de la izquierda rumbera y guapachosa-, la novedad es que las designaciones para los candidatos a alcaldes y legisladores locales, está bajo el control del CEN panista.
Y no sólo eso, porque si bien una buena parte de los nombramientos son palomeados desde algún lugar del búnker del Eje 8, también se están sirviendo con la cuchara grande los expriistas. Y quien lo dude que haga una revisión de lo que ocurre en Puebla, para botón de muestra.
El paquete es bastante atractivo, ya que si hacemos cuentas son mil 106 alcaldías las que están en juego en los 15 entidades donde habrá elecciones este año. Y por el otro lado son 309 las curules de mayoría relativa en juego y otras 115 pluris para los congresos locales. Pues de cuates y de cuotas. ¿O no?

En cascada

A punto de arrancar las campañas, el panorama se ve así.
1) En Tijuana, dicen que el calderonismo está para que el aparato favorezca a Carlos Torres. Y andan tan seditas con las disposiciones del centro que no escatiman en gastos y menos en despliegue político para darle calor, tanto que el propio gobernador José Guadalupe Osuna anda como jefe de campaña. Pa’quedar bien con el otro jefe, ¿no?
2) En Hidalgo el eslogan de campaña de Xóchitl Gálvez es ¡Ahí viene Xóchitl! Y sus detractores afirman que con eso de que se la pasa más tiempo en la ciudad de México, es buen anuncio.
3) Cuánta razón tuvo Alberto Witvrun al adelantar que en Hidalgo la transición de la clase política priista implica darle el adiós a la estirpe del grupo Huichapan, sustentado por las familias Rojo y Lugo. Son nuevos tiempos iniciados por Manuel Ángel Núñez Soto y confirmados por Miguel Osorio Chong. El soporte, no hay duda, lo dio Jesús Murillo Karam.
4) Pero tuvo que meterse Beatriz Paredes para planchar la candidatura de unidad con Francisco Olvera Ruiz. Ello mostró que “la Doña” tiene lo suyo.
5) Aunque Jesús Vizcarra ya se sacó la espinita con la carta que le envió el Cisen, de que no lo investiga ni es la fuente de las filtraciones de sus presuntas relaciones con Ismael (El Mayo) Zambada, la anticampaña permanecerá hasta el día de los comicios, ¿o no? Por lo pronto, de Malova ni sus luces.
6) A quien no lo calienta ni el sol es a Martín Orozco, el candidato panista a la gubernatura aguascalentense y que podría dejar de serlo por obra y gracia, dice, de las presiones de otro panista, el gobernador Armando Reynoso Femat. Pan duro contra pan dulce, ¿no?
7) Dicen que al senador Felipe González ya lo convencieron para que vaya como candidato a la alcaldía de Aguascalientes. ¿A poco va a dejar la comodidad de su escaño en Xicoténcatl? Lo dudamos.
8 ) En Álamo, Veracruz, Miguel Ángel Yunes fue recibido a naranjazos por simpatizantes de los 400 pueblos. El problema del exdirector del ISSSTE no sólo son líos priistas, sino los panistas que no acaban de perdonarle a Nava la decisión.

> Lavaderus est
** Columnómetro del licenciado Aquiles Baeza.
A) Decepcionante y errático ha sido el desempeño de las autoridades judiciales mexiquenses en el caso del aberrante e incalificable crimen de la niña Paulette.
Aunque el procurador Alberto Bazbaz demostró que es un fan de la serie CSI, porque siempre presumió que la ciencia resolvería el caso, parece que no pasó de la primera temporada porque sus intervenciones en el caso sólo han contribuido a que éste sea cada hora que pasa más turbio. Y de paso logró que el gobernador Enrique Peña Nieto se viera torpe, porque aunque dicen que calladito se ve más bonito, se enredó declarando que las investigaciones no apuntan ni al homicidio ni al accidente. Gulp. ¿Sino todo lo contrario? El caso Paulette es un circo.
B) Eugenio Hernández Flores ha sido uno de los gobernadores más interesados en modernizar los aparatos de seguridad en el país para combatir adecuadamente al crimen organizado, pero no puede hacerlo solo. En más de una oportunidad el tamaulipeco ha solicitado apoyo de la Federación para reforzar los cuerpos policiacos estatales. En las últimas semanas se ha recrudecido la actividad de los grupos criminales y, que se sepa, falta una respuesta más efectiva del gobierno federal. En la reciente reunión de la Conago, coincidió con otros gobernadores en que hace falta un mayor despliegue del apoyo federal y Tamaulipas lo espera.
C) Quien no se ha sentado en sus laureles es el gobernador de Querétaro, José Calzada Rovirosa, hace unos días invitó al director general de Telmex, Héctor Slim Seade, para formalizar la operación de cien sitios de internet gratuito en plazas y parques públicos, hospitales, escuelas, universidades e incluso en la Sierra de San Joaquín, con el plan de hacerlo extensivo para darle cobertura a toda la entidad.
D) Le participamos de La muerte de la ciencia política. Se trata de un libro fruto de la honestidad intelectual de César Cansino, publicado en la colección Debate de Random House Mondadori, que ya tiene el premio de Ensayo de La Nación. Vale la pena leerlo.

** Tarjetazos de la politóloga Melita Peláez.
-A Marcelo le pegó el síndrome expropiador de Carlos Hank, cuando se dedicó a construir los ejes viales. ¿O no?

Jesús Sánchez Martínez / Recuento Político (EL FINANCIERO )

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *