Chamanic.com, la columna

“Hay que reinventarse”, murmuraba un destacado experto en puntos de vista al revisar boquiabierto los nuevos recursos tecnológicos para la comunicación colectiva que ni Armand Mattelart se imaginó en su tiempo, y hay que reinventarse -coincidimos- para no sucumbir en el apagón del periodismo analógico. Ouch.

Esa es la principal razón de que aparezca Chamanic.com, la columna en el espacio virtual de las redes, con el único propósito de hacer periodismo de opinión e información -sin adjetivos ni estridencias- a través de las nuevas plataformas.

El periodismo es y será siempre un ejercicio profesional donde la palabra es el eje, el elemento que le da vida.

El encargado de este espacio está en posibilidades de anunciar que contaremos con la participación del ícono del análisis político en México, el maestro Aquiles Baeza, así como la politóloga María del Carmen Peláez (Melita para sus amigos, Mela para sus detractores). Y están por confirmar otros distinguidos masters de la prospectiva del Chamanic Center, pero esa ya es otra historia.

Se trata, como decía el célebre Joseph Marie, de hace un espacio chinchorrero y hasta entretenido, cuando se pueda.

Chamanic.com aparecerá con tanta frecuencia como sea posible. Aunque como decía el tuerto, ya veremos.

¿Y dónde se fueron?

Hay que reconocerlo, para decepción de sus detractores, la estrategia de medios a cargo del primer círculo de Los Pinos resolvió bien el tema del huracán Patricia. Por primera vez en mucho tiempo vimos un gabinete trabajando en los protocolos de la prevención de protección civil, todos bajo el mando del presidente de la República.

Por fortuna los efectos del huracán no causaron pérdida de vidas. Y como dicen por ahí, no se les hizo a los antipeñistas que el meteoro ensombreciera el país con otra tragedia y tampoco que al gobierno se le resbalara el tema de las manos.

Pero en medio del ir y venir de las reuniones de coordinación donde los secretarios se les venía ojerosos por las desveladas, los que brillaron por su ausencia fue a los gobernadores de los estados afectados y los presidentes municipales que si bien supimos que estuvieron en la talacha, simplemente no aparecieron en la foto.

Las fuerzas federales ocuparon los primeros planos y los otros, bien gracias. Aunque sólo fuera para guardar las formas, la participación de las autoridades locales habría dado una mejor imagen de coordinación federalista, dicen los agudos observadores. Ahí para la otra.

Preciado, la torna-campaña

Decía doña Victoria, la bisabuelita de Melita Peláez, que no falta aquél que ve burro y se le antoja el viaje.

Eso le ocurrió al senador y ex candidato panista Jorge Luis Preciado quien de buenas a primeras y junto a autoridades de Tecomán, se le apareció en Playa El Paraíso, Colima, al presidente Enrique Peña Nieto, a quien le entregaron un documento con peticiones para atender los daños provocados por el huracán.

Hasta entonces todos se habían mostrado prudentes para no mezclar los temas del huracán con el electoral. Bueno, eso hasta que apareció el fandanguero Preciado.

Peña vio venir a Preciado y lo paró en seco.

-Hola, Jorge Luis, ¿vienes a ayudar en la reconstrucción o a hacer política?, le preguntó el mexiquense.

-No, señor presidente, vengo acompañando al presidente municipal de Tecomán.

-Qué bueno, porque yo voy a trabajar por la reconstrucción, pero de hacer política, nada- machacó Peña.

¿A poco habrá ingenuos que se creerán eso de que Preciado no andaba en campaña?

Mafufos a la vista

Aseguran que ahora sí, esta semana la Corte se meterá de lleno a las fumarolas del tema de la mariguana, cuyo consumo sea o recreativo o no, pone bien pachecos a los que la fuman.

Se trata de la legalizacion de la producción del enervante para consumo restringido, pues hasta ahora no hay un planteamiento que considere la comercialización de la mariguana de manera legal ni siquiera para fines terapéuticos.

Como sea, a estas alturas Vicente Fox está apuntadísimo para ser el primero en regar sus plantitas. Lo malo, dicen, es que el Chapo tendría argumentos para convertirse en CEO de una empresa verde.

Sospechosismo colimota

Que los priistas ven a Rigoberto Salazar, el secretario de Desarrollo Social en Colima, harto sospechosista.

Síguenos en Twitter: @chamanic.com

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *