Padrés, Zavala y Anaya, otra tormenta perfecta

A los panistas les llueve sobre mojado.

Tome nota. A la derrota electoral de Hillary Clinton que le pegó a las aspiraciones de Margarita Zavala; el clima de división interna en el PAN propiciado por la onda grupera y el sospechosismo en el que involucraron al dirigente Ricardo Anaya, se sumó el escándalo del encarcelamiento del ex gobernador de Sonora, Guillermo Padrés.

Esta cadena de acontecimientos pone a los panistas en muchos predicamentos.

ficha-roja

Guillermo Padrés hizo una entrada mediática a la cárcel, con un toque de serie de televisión. Hasta parecía negociado. Nada más faltaron las palomitas.

Aunque usted no lo crea, uno de los políticos más buscados en el mundo, con ficha roja de la Interpol, acudió a las instalaciones de la empresa Radio Fórmula para dar su propia versión en una entrevista. Claro que el caso del veracruzano Javier Duarte fue distinto porque después de entrevistarse con Carlos Loret desapareció del mapa. Y ni sus luces,

De película. En cuanto se supo dónde estaba Padrés, se activaron las alertas de seguridad. Reporteros y elementos de la Marina esperaron pacientemente a que terminara la entrevista con Ciro Gómez Leyva –feliz de haber generado la nota del día pero con cara de circunstancia- y comenzaron la reseña de la presentación voluntaria del ex funcionario en el Reclusorio Oriente para responder a las acusaciones de defraudación fiscal y operaciones con recursos de procedencia ilícita.

La jugada inesperada fue la detención del hijo del exgobernador, trasladado al penal federal de Santiaguito.

El ex gobernador de Sonora fue acompañado de su abogado, Antonio Lozano Gracia, quien cobró fama por formar parte de la investigación en la finca El Encanto, donde encontraron (o sembraron) una osamenta que creyeron correspondía al desaparecido Manuel Muñoz Rocha, todo bajo la dirección de un personaje muy singular, La Paca.

Padrés no fue trasladado a un penal de alta seguridad porque los delitos que se le siguen no son considerados graves. ¿Qué tal?

El contraste. Mientras el PRI ha hecho todo para tomarle distancia a Javier Duarte, incluido el proceso para despojarlo de sus derechos partidistas, a Guillermo Padrés apenas le suspendieron sus derechos partidistas y la dirigencia que encabeza Ricardo Anaya pidió un “juicio justo” para el ex gobernador de Sonora. Pero ojo, Padrés se quejó de que sus correligionarios lo dejaron solo.

PUEBLA, Pue. 4 de febrero de 2016. Margarita Zavala, aspirante a la presidencia de la República, participó en el foro Retos por México, que organizó en Tecnológico de Monterrey, campus Puebla. //Agencia Enfoque//

PUEBLA, Pue. 4 de febrero de 2016. Margarita Zavala, aspirante a la presidencia de la República, participó en el foro Retos por México, que organizó en Tecnológico de Monterrey, campus Puebla. //Agencia Enfoque//

 

Zavala, damnificada de Trump

Si bien los daños colaterales de la contienda estadounidense en México aún no se cuantifican totalmente, eso ya le pegó a las aspiraciones de Margarita Zavala para la candidatura de 2018, con el PAN o como independiente.

Margarita Zavala se identificó y a ratos se colgó de la campaña de Hillary Clinton, proyecto al que acompañó con la esperanza de que se convirtiera en la presidenta de los Estados Unidos. El plan era que año y medio después, la esposa del ex presidente Calderón, se colocara la banda presidencial de México.

Pero el sueño político de Margarita se trastocó abruptamente con los resultados adversos a Hillary. Los panistas dirán que no tiene nada que ver, pero en el fondo el ejemplo a seguir se hizo polvo.

Los panistas se fueron a los extremos y para la memoria quedó el oso –como dicen los chavos- que hizo un grupo de senadores panistas encabezados por Mariana Gómez del Campo. Los senadores posaron para la foto con playeras de apoyo a la campaña de Hillary Clinton con la tribuna del Senado como fondo donde se lee “La Patria es primero”.

Los mal pensados dirían que Ricardo Anaya festejó el efecto Trump sobre las expectativas de su principal adversaria en la ruta de la contienda presidencial de 2018, pero la realidad es que los escenarios para el PAN no son los mejores.

¿AMLO el enemigo de Anaya?

Enredado en el fuego amigo del ex presidente Felipe Calderón y las incómodas revelaciones de que su familia vive en el extranjero y que todos los fines de semana viaja para visitarla, Ricardo Anaya abrió otro frente de debate al señalar al tabasqueño Andrés Manuel López Obrador como el principal enemigo a vencer en 2018.

En su participación en la 58 semana de la Cámara Nacional de la Industria de la Radio y la Televisión (CIRT), Ricardo Anaya descartó al PRI como adversario a vencer en 2018, dijo que no tiene posibilidades, pero advirtió que el clima de hartazgo que existe en el país y sus instituciones tendrá como único beneficiario a Andrés Manuel López Obrador.

Seguramente el dirigente de Morena le agradeció a Anaya la propaganda gratis al considerarlo otra vez como “peligro para México”. El punto es que a Trump también lo consideraron como un peligro para el mundo, y ya ven como le fue.

zavala-y-moreno

 

Lavaderus est

1.- Extra extra, el gobernador de Puebla, Rafael Moreno Valle, tercero en discordia por la candidatura presidencial del PAN no quita el dedo del renglón y reclamó una vez más a Ricardo Anaya que cumpla con su promesa de propiciar suelo parejo en la contienda interna.

En la 58 semana de la Cámara Nacional de la Industria de la Radio y la Televisión, Moreno Valle insistió en que los aspirantes presidenciales deberían disponer de spots para dar a conocer sus propuestas, recursos que hasta ahora son exclusivos de Anaya.

2.- Los millennials no decidieron la elección en EU.

Cifras de CNN Politics muestran que los electores que corresponden a la generación X, ya entrados en años, y los últimos vestigios de los llamados Baby boomers fueron los que contribuyeron al triunfo de Donald Trump. Los millennials con edades de 19 a 39 años suelen mostrar desinterés por la política y los políticos “viejos” a los que no bajan de corruptos, dice el experto financiero Antonio Sandoval. Los electores con edades entre los 40 y 65 años volcaron el 65 por ciento de los votos. Los millenials aportaron no más del 26 por ciento.

3.- El gorila Harambe recibió 15 mil votos de los millennials.

Lo penoso del tema electoral en EU es que al menos 15 mil votos de los millennials fueron para el gorila Harambe, al que promovieron como presidente de los Estados Unidos.

Increíble pero cierto, los millennials de EU se mostraron como un sector acrítico pues prefirieron desperdiciar su voto que asumir una definición política. Por eso estamos como estamos. ¿Qué no?

4.- Para quienes lo ven como una amenaza para México, Andrés Manuel López Obrador aseguró que si los votos no le favorecen en 2018, se refugiará en la tranquilidad que le da el Rancho La Chingada. Otros deberían seguir su ejemplo.

Fotos: Twitter, Imagenpoblana.com

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *