Recuperación plena, hasta el próximo sexenio

Jesús Sánchez, periodista independiente.

Que no le digan que lo le cuenten. Aunque no guste nada a la burbuja, la economía mexicana podrá recuperar los niveles de crecimiento que tenía en 2019 pero hasta el año 2025, es decir, hasta el próximo sexenio.

Y obvio, en la gestión de un nuevo presidente de la República.

Y por causas fortuitas de la pandemia, o mala suerte desde el punto de vista político, el sello de la 4T en el sexenio que corre será el nulo crecimiento económico del país.

Jefe del Ejecutivo que logre la recuperación del bienestar perdido, será ampliamente reconocido.

Con estos datos entra la duda razonable, ¿de verdad alguien todavía cree eso de que una pandemia puede caer como anillo al dedo?

La recuperación no ocurrirá por obra de la casualidad y menos del espíritu santo. Lo malo es creer que los discursos políticos resuelven mágicamente todo. “El pueblo se gobierna solo”, dijo alguien, pero si así fuera entonces para qué necesitaríamos gobernantes.

Pero en asuntos de este mundo, el Banco de México -una de las instituciones más confiables que tenemos en el país- respondió a la pregunta de qué tan profunda podrá ser la caída del crecimiento económico este año y todos nos fuimos de espaldas al saber que nos espera un desplome de entre -8.8 y -12.8 por ciento del PIB, solo en el 2020.

El @INEGI_INFORMA confirmó esa tendencia con la presentación de los datos del comportamiento del PIB en el primer semestre de 2020, el cual cayó -18.7 por ciento respecto al mismo trimestre de 2019. Peor, imposible.

Y aunque la recuperación depende en mucho de la vacuna y de se termine la etapa del confinamiento, el Banxico tiene mucha claridad en que los retos de la recuperación son ayudar a reabrir las empresas que cerraron por la pandemia, reconstruir los empleos perdidos y estimular el consumo en los hogares.

Otro tema clave es la recuperación de la inversión productiva. El dato hoy es terrorífico, de marzo a mayo alrededor del 10 por ciento de los capitales de inversión en bonos simplemente emigró, abandonó las arcas del país por la aversión al riesgo. Se fugaron, pues. De por sí antes de 2019 la inversión estaba estancada.

¿Qué riesgos adicionales podemos encontrar en el camino? Esto dicen los expertos.

El manejo inadecuado de la política económica, el deterioro de la calificación de la deuda soberana, contaminada por las pésimas finanzas de Pemex; otros episodios de volatilidad; secuelas de la pandemia y debilidad en la demanda para el consumo.

En cuando a la inflación las previsiones del Banxico son regresar a los niveles meta de 3 por ciento pero hasta 2022. Mientras tanto, seguirá el manejo prudente de las tasas de interés, pues el Banxico coincide en que es necesaria mucha liquidez en el mercado y tasas bajas.

Asesores gansito

Uno no quiere pensar mal, pero preocupa que alguien en Palacio Nacional no cheque la fuente y malinforme al Presidente de la República.

Después de exhibir a Alejandro Díaz de León y Enrique de la Madrid como responsables de una presunta autorización de créditos cachirul a Fertinal, sucede que ninguno de los señalados despachaba en Bancomext ni en Nafinsa. Nada que ver.

Manchas de tigre

Quién le habrá comentado a #YaSabenQuién que AHMSA estaba dispuesta a pagar 200 millones de dólares como reposición del sobreprecio de la planta “chatarra” de Agronitrogenados, declaración que la empresa desmintió en un boletín. Lo dicho, sus asesores no checan la fuente.

Sí, ya sabemos que el presidente no prepara sus intervenciones en la mañanera. Pues debería, ¿qué no?

Columnómetro de Aquiles Baeza

1.- El desprecio al conocimiento sigue vigente.

“Ahora las redes sociales permiten el linchamiento anónimo, se ataca a la crítica, se debilita la cultura, se estigmatiza a la ciencia.

“La estrategia actual ya no es la de silenciar a los críticos, es el introducir ruido en las redes sociales, es generar verdades alternativas, es confundir a la gente de tal manera que le sea difícil si no imposible, distinguir la verdad de la mentira.”

Fragmentos del análisis de Pablo Rudomin -integrante de El Colegio Nacional, premio Príncipe de Asturias en investigación científica-, en el foro virtual conmemorativo de la vida y obra de Ray Bradbury.

2.- Ahora resulta que Morena encontró una manera de eliminar los desacuerdos con sus opositores. En el Congreso de Baja California Sur destituyó a cinco legisladores de la oposición. Qué peligroso para la democracia.

3.- ¿Pero qué necesidad?

Cada vez son más los gobernadores que han suspendido las concentraciones masivas en los festejos patrios para evitar más contagios y muertes por el COVID-19, como lo hicieron Silvano Aureoles, Diego Sinhue Rodríguez, Pancho Domínguez, Manuel Cavazos y Miguel Ángel Riquelme.

En Guanajuato, Baja California Sur, Jalisco y Veracruz se realizaran ceremonias pero virtuales.

En la Ciudad de México podrían seguir este ejemplo y dejar para otros tiempos el show de las antorchas, ¿qué no?

4.- Preocupa la indiferencia gubernamental y el velo de silencio que envuelve a las comunidades indígenas de Chiapas. Las noticias son terribles pues se habla de que han resurgido grupos paramilitares en Chenalhó, atacan a las comunidades rebeldes, el 22 de agosto dos bodegas de café de bases de apoyo del EZLN fueron saqueadas e incendiadas (Arde Chiapas, Luis Hernández Navarro, La Jornada, 29-08-2020). En realidad parecen acciones de contención para no interrumpir las obras del Tren Maya y el Corredor Interoceánico.

Imagen de portada, tomada de Internet.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.